La bodega

Celler Cal Menescal, SL, es una empresa familiar, ubicada en Bot, comarca de la Terra Alta, donde nos dedicamos al mundo del vino desde finales del siglo XIX.


De reciente construcción (inauguraron las nuevas salas de la bodega en el año 2000), se planteó la nueva bodega como un elemento necesario para conseguir extraer el máximo potencial de nuestras uvas y con salas diferenciadas para cada parte del proceso de elaboración.

La suma de la experiencia de años de funcionamiento, con las nuevas técnicas, conocimientos, ideas e ilusiones que aportan las nuevas generaciones, dan como resultado, la obtención de nuevos productos de gran calidad, que combinan la tradición con las últimas tendencias del mercado.

Las viñas

La bodega está situada en la comarca de la Terra Alta, en el suroeste de Cataluña, además de 400 m de altitud respecto al nivel del mar. De clima mediterráneo con influencias continentales, nuestros viñedos tienen una antigüedad media de 40 años.

Este último punto, da a nuestros vinos una fuerte personalidad y la combinación con nuestros suelos, de textura media, con fuerte presencia del panal y Tapaç imprimen un marcado sabor de nuestra tierra en todos nuestros vinos.

En la actualidad nuestra bodega consta de 17 Ha de viñedos propios en producción, ubicadas todas en el ámbito geográfico de Bot.

Situadas en diferentes partidas, la distribución por variedades es la siguiente:

  • Variedades blancas: garnacha, macabeo, xardonnay, esquitxagòs
  • Variedades tintas: Garnacha fina, garnacha tintorera, merlot, syrah, tempranillo, cariñena y Morenillo.

Nuestro respeto por la tradición y el entorno nos llevó a certificar nuestros viñedos por el CCPAE desde el año 2011, como cultivo ecológico.

La Terra Alta

La "Terra Alta" es la región vitivinícola más meridional de Cataluña, de tradición mediterránea y con una historia milenaria. Está situada al sur oeste de Cataluña, entre el río Ebro y la frontera con tierras aragonesas. De su paisaje destacan las sierras calizas del Puerto de Horta, la Sierra de Pàndols y la Sierra de Cavalls. Estas formaciones explican gran parte de las particularidades del terruño y son el origen de las dos unidades de paisaje con vocación vitivinícola: La Plana y el Altiplano. La altitud sobre el nivel del mar de estas tierras de cultivo está comprendida entre los 350 y los 500 metros, por lo que el nombre "Terra Alta" únicamente bien dado por la perspectiva que se obtiene de la región desde la depresión del río Ebro.

La Terra Alta consiguió el reconocimiento público mediante el distintivo de Denominación de Origen (DO) oficialmente en mayo de 1982, después de diez años de provisionalidad.

El conjunto de particularidades y valores asociados a la DO "Terra Alta" dan como resultado una región vitivinícola auténtica, donde la tierra, la viña, el vino y su gente se convierten en un gran atractivo turístico.

La historia

La finca ubicada en la localidad de Bot y propiedad de la familia Bosch-Llovet, se conoce como Cal Menescal. Según los datos existentes fue edificada a principios del siglo XIX por el antepasado Fuster, de profesión veterinario ("menescal" en catalán antiguo), aunque bien podría datarse de finales del siglo XVIII.

La transformación de la uva en vino, se remonta a antes de 1860. La existencia de una bota de 1600 litros de capacidad de esta antigüedad y que aún conservamos en la bodega, da fe de la tradición vitivinícola de nuestra familia.

A finales del siglo pasado, pequeñas bodegas de la zona deciden abandonar la práctica de la elaboración de vinos de mesa o de apoyo a vinos poco estructurados, para adentrarse en la vinificación del fruto de las viñas viejas y seleccionadas, consiguiendo vinos de gran calidad.

Celler Cal Menescal, SL, es también en este momento, finales del siglo XX, cuando comienza a cambiar y a mirar al futuro.

En 2000, sacamos al mercado las primeras líneas de vinos de calidad, que fueron: Vall del Racó Blanco y Tinto y AVUS Blanco. A lo largo de estos años, hemos añadido nuevas referencias comerciales (Avus Tinto, Avus Dulce, Vall del Pou blanco y negro), hemos cambiado la marca Vall del Racó por MAS DEL MENESCAL, modernizando asimismo su imagen y empezamos a comercializar toda la línea MERCÈ DEL Menescal. Bajo este último nombre comercializamos: mistela, vermut, vino rancio y un espectacular Bálsamo de Vinagre. Este último, ha sido el último producto en ver la luz y es ya uno de nuestros proncipales exponentes.

La casa-museo

Esta sala-museo, es una pequeña dedicatoria a todos aquellos hombres y mujeres que vivieron y lucharon para sacar adelante la Terra Alta durante siglos y hasta hace pocas décadas.

El recordatorio está formado por herramientas y utensilios habituales en la vida rural e imprescindibles para cualquier familia, ya fuera ésta, más rica o más pobre.

Así pues, encontramos desde utensilios de cocina, para hacer embutidos, o el pan, hasta utensilios de trabajo agrícola o el antiguo molino de aceite, pasando por camas, mesas u objetos de decoración de la casa.

Todos estos utensilios son recuerdos familiares y de amigos que han querido compartirlos con nosotros y comprenden una antigüedad mínima de 50 años hasta cerca de 300 años el más antiguo.